- LIBERAMOS LA CREATIVIDAD -
PERIÓDICO LA CHÈVRE
¿Puede la “gamification” llevar al crowdfunding a otro nivel?

 

(Esta es una traducción de un artículo escrito por Justyna Król. Ella es co-fundadora de una ONG en Polonia dedicada a la confiabilidad en el periodismo y la libertad de expresión. Pueden seguirla en Twitter como @justynakrol 

 

Todos hemos escuchado acerca de las campañas de crowdfunding, con las cuales se han recaudado millones de dólares para hacer un proyecto realidad. Varias plataformas han crecido hasta ser internacionales y han ayudado a recaudar fondos para grandes proyectos de diversas categorías. Plataformas nacionales surgen cada mes, dando lugar para la publicación de proyectos con orientación local. Todas ellas, sin embargo, copian el mismo modelo y rara vez modifican el mecanismo dominante.  Esta no es, de ninguna forma, el enfoque que se esperaría de una herramienta que está pensada para facilitar cualquier tipo de innovación.

 

Hay varias factores sobre el crowdfunding (y algunas se extienden al crowdsourcing) que lo hacen una forma efectiva de recoger fondos privados para causas con o sin ánimo de lucro. Primero, está la recompensa que se puede recibir al apoyar un proyecto. Segundo, está la convicción de que es un proyecto es “digno” (worthy) de mi apoyo y que traerá un producto o un servicio que no se ofrece en el mercado local o en mi comunidad. Tercero, está la lealtad y el apoyo de los amigos y la familia. Sin embargo, eso no es todo. En gran medida, es la experiencia de juego (game-like experience) lo que hace al crowdfunding tan exitoso.

 

Cuando le damos un vistazo al mecanismo del crowdfunding, esto es lo que vemos: una meta común que se quiere alcanzar en un marco de tiempo predefinido; múltiples jugadores anotando puntos en la forma de contribuciones económicas para alcanzar esa meta común; una barra de progreso que nos dice cuánto más necesitamos recaudar (la barras de progreso son uno de los elementos más usados en los juegos, que aumenta el compromiso de los usuarios); el factor de riesgo –muchas plataformas usan una metodología de todo o nada*, que implica que un proyecto recibe los fondos sólo si logra recaudar el 100% de la meta planteada inicialmente; si se recauda un 99%, el dinero se devuelve a los aportantes-. En otras palabras, ¡el crowdfunding es un juego y nos gusta jugarlo!

 

Entonces, la pregunta que naturalmente surge es: ¿por qué no hacerlo aún más divertido para jugar?

 

Hay varias técnicas y elementos del juego que pueden ser aplicadas exitosamente para incrementar el compromiso del usuario en las plataformas de crowdfunding, de modo que se puedan financiar más proyectos. Aquí, algunos ejemplos de esas técnicas:

 

- Puntos y ranking de usuarios. Los usuarios registrados podrían recibir puntos por sus contribuciones económicas y esfuerzos promocionales (ej.: 1 punto por 1 tweet), y después podrías ser rankeados basados en el número de puntos que han obtenido. En este caso, el ranking debe ser visible tanto para usuarios registrados como para no registrados, para incrementar el factor de prestigio que viene con ello.

 

- Medallas. ¿Has obtenido 100 puntos por promocionar proyectos en redes sociales? Gana una medalla de “gurú”. Foursquare es un gran ejemplo de cuán bien la medallas pueden funcionar.

 

- Niveles. Si el usuario está más comprometido y tiene más puntos y medallas, él/ella debería poder hacer más cosas en la plataforma. Un segundo nivel podría ser, por ejemplo, permitir al usuario votar por los proyectos destacados de la semana.


 

 

- Retos. Pese a que cada proyecto es un reto, todavía se puede incrementar el compromiso del usuario al organizar pequeños retos para todos los proyectos. Por ejemplo, cada viernes el proyecto que haya recaudado más durante 24 horas o el que haya recibido el mayor número de tweets podría recibir bonificaciones (tal vez, patrocinadores). Pequeños retos con premios tangibles tienen la capacidad de motivar y hacer del juego más divertido y emocionante.

 

Este tipo de acercamiento puede beneficiar a todas las partes involucradas en el proceso:

 

- Quienes recaudan dinero para sus proyectos pueden recibir más apoyo (sea económico o promocional) y, con ello, es más probable que alcancen su meta;

 

- Quienes apoyan proyectos pueden convertirse en líderes de opinión, lo cual puede ser particularmente atractivo en plataformas temáticas.

 

- Quienes manejan la plataforma. Muchas personas que apoyan un proyecto económicamente, lo hacen por la conexión personal con el creador del proyecto y, como tal, pueden no estar motivados a volver a la plataforma para apoyar nuevos proyectos**. Una vez el usuario tenga beneficios adicionales por su compromiso con la plataforma, puede que esté más atraído a volver y a apoyar nuevos proyectos, haciendo crecer a la plataforma. Adicionalmente, herramientas como puntos, rankings o niveles pueden facilitar al dueño de la plataforma conducir un análisis de redes sociales y personalizar aún más la plataforma.

 

Hay un número de razones por las cuales a las personas les atrae tanto el crowdfunding. La experiencia de juego es una de las motivaciones más significativas y, como tal, debería ser empleada más de lo que se hace ahora.

 

-------------------------------

*Esta metodología no funciona en La Chèvre.

**Basado en evidencia empírica.


 

 

 


LIBERAMOS LA CREATIVIDAD
© 2012. La Chèvre. Todos los derechos reservados.
Términos & condiciones | FAQ’s | Contacto
CATEGORÍAS